Buscar
¡Constantemente investigando, aprendiendo, evolucionando y compartiendo!

 

Disfruto cada día concentrándome en avanzar por encima y más allá de mis limitaciones, ampliando así mi visión del mundo y de la vida.

Disfruto también, compartiendo con los demás, mis conocimientos sobre la Ingeniería Del Cambio Emocional, la Programación Neuro-Lingüística y todo lo concerniente a la Nueva Psicología de Éxito y el Óptimo Rendimiento Humano.

Es un regalo para mí tener la oportunidad de estar, no sólo formando y motivando a los demás a través de los Cursos y Master Class que realizo, sino llevar a cabo también unas especiales sesiones terapéuticas para la mejora personal.

Si estás interesad@ en aprender más sobre como te podrían ayudar algunas de mis consultas privadas, contáctame directamente. Y si quieres conocer más sobre cualquiera de mis próximos eventos inscríbete aquí, o sígueme también en twitter.

 

Indice del Blog
martes
mar202012

El Poste

¿Te has encontrado alguna vez en extremos opuestos durante una mera conversación, sin coincidir con los demás en el significado de ciertas cosas, o qué función podían tener?

Mientras un jinete cabalgaba por un claro, pensaba en qué lugar podría atar su caballo. Buscando por las inmediaciones de ese paraje encontró un poste. Decidió cavar un hoyo y allí fijó firmemente el poste. A continuación, se dirigió a un río cercano para beber un poco. Al regresar y antes de reanudar su camino pensó: “Dejaré el poste aquí clavado. Otro jinete que recorra este camino tendrá un lugar para dejar atado su caballo”.

El siguiente visitante no fue un jinete, sino una viajera que estaba recorriendo el camino a pie. Al llegar al claro donde estaba el poste, que se encontraba situado justo en medio del sendero, pensó: “Si alguien viene aquí de noche, es posible que se dirija directamente hacia el poste, choque contra él y se haga daño”. Preocupada por lo que podía pasar a otras personas, arrancó el palo y lo arrojó fuera del camino.

Uno o dos días después, un pescador que se dirigía hacia el río con la intención de pescar algo, se encontró con el poste en medio del claro. Lo cogió y se lo llevó hasta la rivera del río. Una vez allí lo utilizó para sentarse y evitar así el suelo embarrado. Cuando llegó el momento de partir también pensó en la utilidad que podía tener para los demás. “Dejaré el poste aquí”, pensó. “Cualquier otro pescador que venga a la orilla tendrá un lugar seco en el que sentarse y poder echar la caña”.

Poco rato después, un barquero que descendía por el río buscaba un lugar para amarrar su barca. Vio el poste en el terraplén junto al río, encaró la proa hacia ese lugar de la orilla y, al igual que había hecho el jinete, excavó un hoyo para clavar el poste, de forma que pudo atar su embarcación de manera segura. Al partir pensó en otros barqueros. “Dejaré aquí en la orilla este poste. De esta forma, cualquier barquero que descienda río abajo lo podrá también utilizar como atracadero”.

La siguiente persona que pasó por el lugar fue un leñador. Había estado todo el día talando árboles verdes cuando vio el poste clavado junto al río. Y pensó: “¡Qué estupendo trozo de madera! Arderá perfectamente y mi anciana madre se podrá calentar durante el próximo invierno”. Lo cargó sobre sus hombros, lo llevó a casa de su madre y lo cortó en pequeños trozos.

¿Has caído tú alguna vez en la trampa de pensar que existe sólo una única forma de utilizar un poste? ¿Cuál ha sido el precio que has pagado ya por mantener una estrecha visión del mundo en ciertos momentos y en algunas ocasiones? ¿Qué sucedería si empezaras a abrir tu mente a partir de ahora para encontrar y dar nuevas utilidades a cada uno de tus actuales postes? ¿Y si ayudaras dando a conocer cordialmente los múltiples usos que tienen también los troncos de los demás? ¿Cómo mejoraría eso la calidad de tu propia vida y la de todas aquellas personas con las que puedas interactuar?

Decide entonces que dejarás atrás todas aquellas viejas maneras que te han estado hasta hoy limitando cuando veías un poste, y comienza a descubrir ya un nuevo mundo repleto de extraordinarias posibilidades, un mundo que va mucho más allá de lo que te hayas podido imaginar.

Y hasta que nos veamos de nuevo en nuestra próxima cita, simplemente recuerda que…

¡TÚ ERES, la llave del CAMBIO!

 


PrintView Printer Friendly Version

EmailEmail Article to Friend

References (2)

References allow you to track sources for this article, as well as articles that were written in response to this article.
  • Response
    Response: index service
    Wonderful Web site, Preserve the great work. Thanks!
  • Response
    Response: Quercioli
    I found a great...

Reader Comments

There are no comments for this journal entry. To create a new comment, use the form below.

PostPost a New Comment

Enter your information below to add a new comment.

My response is on my own website »
Author Email (optional):
Author URL (optional):
Post:
 
Some HTML allowed: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <code> <em> <i> <strike> <strong>
« El Poder De 2 Euros | Main | Camina Ligero »